Crecimiento Espiritual

El velo se rasgó

Nací y crecí en un hogar con valores morales que me enseñaron que existe un ser supremo al que llamamos Dios.

Al igual que la mayoría de las familias que le enseñan a sus hijos : “tienes que portarte bien porque Dios te está mirando” (eso es cierto, Dios nos ve)

Escuché mucha veces la afirmación : “Todos somos hijos de Dios”.

Debo decir que mi familia era católica, me enseñaron muchas historias biblícas, la existencia de un lugar llamado infierno, pero no me enseñaron a cultivar una relación con el Padre.

Tener una relación con el Señor, algo supremamente importante porque no es lo mismo saber que Dios existe a conocerlo, es el equivalente a que un niño no viva con su padre terrenal, sepa su nombre, pero que nunca lo haya visto ni conversado con él.

De niña, solo sabía que existe, que es el creador de todas las cosas y que estaba mirando lo que hacía, hasta cierto punto imaginaba que el estaba anotando todo lo que yo hacía y que no debía portarme mal para que no me castigara.

Todas las Semanas Santas veíamos el maratón de películas de Jesús y me inspiraba sufrimiento verlo sufrir, pero yo no entendía el magno significado de ese sacrificio, ni lo que representaba eso en mi vida.

Al entrar en mi adolescencia, mi madre comenzó a leer la biblia; ella era una fiel asistente de la iglesia, preparaba catecismos en el colegio donde trabajaba, organizaba y participaba de las festividades a María (la madre de Jesús), pero no había leído la palabra de Dios.

Ella empezó a descubrir verdades que contradecían sus creencias, lo que ella venía practicando no le agradaba al Señor, acá se aplicó lo que dice la palabra:

“Toda escritura es inspirada por Dios y es útil para enseñarnos lo que es verdad y hacernos ver lo que está mal en nuestra vida. Nos corrige cuando estamos equivocados y nos enseña hacer lo correcto”

2 Timoteo 3: 16

Estaba confundida, creer que estás haciendo las cosas correctas y darte cuenta que no es así es inquietante, buscó respuestas en el párroco de su iglesia, les sorprenderá saber lo que este le contestó con respecto a las imagenes:

“Mija, eso lo sabemos nosotros, pero como le explico yo eso, a mi abuelita de 87 años”

A partir de ese momento, el velo fue rasgado, sus ojos espirituales se abrieron y comenzó entonces mi madre a ser matriarca de la fe en mi familia, con hambre y sed de la palabra y en su búsqueda encontró la verdad: JESUCRISTO.

“Lampara es a mis pies tu palabra y lumbrera a mi camino”

Salmos 119:105

“Jesús le dijo,Yo soy el camino, la verdad y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí”

Juan 14:6

Gracias a esa preciosa revelación, pudimos detectar las falencias de nuestra vida espiritual y aprendimos:

*Que no todos somos hijos de Dios, solo los que creen y reciben a Jesús lo son. Juan 1: 12

*Que el único mediador entre Dios y el hombre es Cristo Jesús hombre. 1 Timoteo 2: 5

*Que Dios es celoso y que aborrece las imagenes. Exodo 20: 2-12, Salmos 115: 4-7

*Que nuestras buenas obras no sos salvan, solo la gracia de Dios, creer y aceptar el sacrificio perfecto de Jesús en la Cruz, el lo hizo todo. Efesios 2:8

*Que el infierno es un lugar de tormento y condenación para los que rechazan el mensaje de salvación. Apocalipsis 20: 15

*Que Cristo regresará a Tierra con poder y gloria. Apocalipsis 1: 7

*Que todos debemos compartir el mensaje de salvación con toda criatura para que la gracia también los alcance y puedan formar parte de la familia del reino.

Dios nos habla de muchas maneras y nos da la oportunidad de corregir las falsas creencias, mi madre lo descubrió leyendo la palabra, a ti tal vez te está hablando a través de este mensaje. No rechaces la verdad, no rechaces al Señor, Él está esperando por ti.

Esto no se trata de religión, se trata de salvación, y esta solo se obtiene a través de Cristo.

Si este mensaje tocó tu vida, compartelo con alguien más.

Con amor, María Daniela

4 comentarios

  1. waooo me encanto. me identifico con este mensaje desde pequeña siempre fui llevada a la iglesia católica, incluso después de grande, fue que conocí del señor, y ciertamente estamos ciegos ante la situación de las imágenes y las creencias. cuando llegue a los pies de cristo mi vida cambio del cielo a la tierra ,todo mi corazón se trasformo y se lleno de amor ,aunque sigo estudiando la palabra y aprendiendo, de su amor su grandeza y su gran misericordia.se que existe un único y verdadero señor Jesucristo mi padre celestial .A quien amo y temo, porque se que pronto viene su venida. gracias por este mensajes.bendiciones.

    Me gusta

    1. Amada Yronelly, gracias al Señor por tu vida y por que su misericordia te alcanzó. Le pido a nuestro Padre que también llegue y transforme los corazones de cada miembro tu familia, Recuerda que somos cartas leídas, que ellos puedan ver a Cristo a través de ti.
      El que comenzó la buena obra en Ti la perfeccionará hasta el día de su regreso, eres una piedra preciosa del Señor, recuerdalo siempre.
      Gracias por ser parte de esta comunidad, el equipo de Ewoman estará orando por ti y por los tuyos.
      Ayúdanos a extender el mensaje del reino compartiendo con otros este mensaje.
      Te envío un abrazo extraordinaria mujer. Bendiciones.

      Me gusta

  2. Excelente mensaje, me gusta como son ustedes, llenas del Señor. Me identifico contigo solo que aquí donde vivo no es fácil desprenderme de la rutina y servir al Señor como deseo. Soy docente en mi país Venezuela y trabajo con los niños en la iglesia y con las mujeres no mucho. Y tengo muchos sueños en el Señor. Dios les bendiga 🙌.

    Le gusta a 1 persona

    1. Amada Neisy, es una bendición leerte. Que lindo saber que caminas con nuestro Padre y que privilegio tan grande te ha dado el Señor, ¡De los niños es el reino de los cielos! las generaciones que se están levantando necesitan de líderes y maestros que los enseñen a conocer y amar a Cristo. Te bendigo a ti y a tu descendencia en el nombre que es sobre todo nombre Jesús. Recuerda que el Señor conoce nuestro corazón y nuestros deseos, búscalo y el afirmará tus caminos, todo trabajo que realizamos lo hacemos por y para Él.
      En Ewoman estaremos orando por ti y por tu familia.
      Fuerte abrazo extraordinaria mujer, gracias por ser parte de esta comunidad.

      Me gusta

Gracias por leer este articulo, dejanos un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: